Juan Gabriel fue internado por tercera ocasión en el hospital, pues comenzó a sentirse mal y pidió que lo llevaran a la clínica. Se asegura que el Divo de Juárez, quien apenas había salido del nosocomio el pasado 24 de abril, sufrió una descompensación de la presión arterial, por lo que sintió falta de aire y mareos, por lo que pidió ser llevado al médico.

Su hijo Iván Gabriel ha sido quien se ha hecho responsable de la atención médica de su padre, y desea trasladarlo lo más pronto posible a Miami, para que ahí continúe con su recuperación.

 

Foto: Mezcal Entertainment